30 de marzo, Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar

0

Dr. Gilberto de los Santos Cruz

Fue en el año 1988 cuando se proclamó el 30 de marzo como el Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar, por medio del primer gran Congreso de Trabajadoras del Hogar, que tuvo lugar en Bogotá, Colombia.

En esa reunión se discutieron muchos asuntos, pero los de mayor interés eran la gran discriminación que sufren las personas que se dedican a este trabajo, la falta de leyes que les amparan, el establecimiento de un pago digno por su labor y el derecho a una protección social por parte de los estados.

Semejantes argumentos llevaron a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) a interesarse en el tema y proclamar en 2011, por medio de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), un tratado histórico donde se creaba un Convenio para asegurar el Trabajo Decente para los Trabajadores/as Domésticos, generando así el primer documento regulatorio de este tipo de actividad económica.

En realidad, el trabajo doméstico existe a través de la historia de la civilización humana y siempre ha sido realizado por las personas cuya condición económica o racial es la menos favorecida. Este trabajo contempla muchas actividades entre las cuales destacan:

  • La limpieza y orden del hogar.
  • Trabajos manuales de gran demanda (Por ejemplo, en las haciendas, la recolección de la cosecha, la doma de caballos o el mantenimiento de las máquinas)
  • Cuidado de los niños.
  • Cuidado de los ancianos.
  • Elaboración de alimentos.
  • Planchado y arreglos de prendas de vestir.
  • Conducción de coches.
  • Cuidado y poda de los espacios vegetales (Jardines).
  • Mantenimiento del hogar (Plomería, electricidad, pintura de la fachada, etc.)
  • Películas que han retratado la realidad de los trabajadores domésticos.

Aunque esta pequeña lista aborda la vida de los trabajadores domésticos desde diferentes ángulos, la suma de todas podría resumir la realidad que viven muchas personas de ese gremio.

  1. Criadas y señoras: Película estadounidense del 2011, cuenta la historia de la realidad vivida por las criadas de color, en la sociedad sureña de los años 60, donde se están propiciando muchos cambios en cuanto al tema racial y social en general.
  2. Lo que queda del día: Una producción británica y estadounidense, del año 1993, protagonizada por Anthony Hopkins y Emma Thompson. La película retrata la vida de un mayordomo inglés y lo que se espera de él, en una sociedad tan rígida como la de Gran Bretaña.
  3. Spanglish: Aunque un tanto más ligera que las anteriores, esta película protagonizada por Paz Vega y estrenada en 2004, es un pequeño esbozo de la realidad de muchas mujeres latinas que emigran a los Estados Unidos y deben enfrentarse a una cultura e idioma muy diferente al de ellas, mientras hacen su mayor esfuerzo por ganarse el pan día tras día.
  4. Que hacer para celebrar el Día Internacional de las Trabajadoras del Hogar?

Primero, si en tu casa hay un trabajador doméstico o varios, puedes hacerle algún tipo de reconocimiento. Por otro lado, podrías interesarte en las políticas que se llevan a cabo en tu localidad sobre el tema o quizás simplemente impulsar un cambio que sea positivo para este gremio.

Existe discriminación contra las Trabajadoras del hogar.  El trabajo del hogar es un empleo aislado y prácticamente invisible, lo cual facilita la desprotección y la vulnerabilidad de las personas que trabajan en este ámbito. El grado de vulnerabilidad es aún mayor cuando se observa que el trabajo del hogar está feminizado: nueve de cada diez trabajadores del hogar son mujeres –por eso nos referimos genéricamente como trabajadoras del hogar–, y aunque no se tienen cifras exactas, se conoce que muchas de ellas son indígenas o provienen del mundo rural. La discriminación contra ellas se comete tanto en el ámbito público como en el privado. El marco normativo de protección y garantía de derechos es insuficiente e incluso, en algunos ámbitos, inexistente para hacer efectivos sus derechos laborales precisamente por sus condiciones de trabajo, de género u origen étnico. Las conductas abusivas de algunos de los empleadores devienen en malos tratos y negación de sus derechos. Y sin embargo el trabajo que desempeñan es necesario para el desarrollo de la vida productiva y económica del país y de las familias. La indiferencia social y política ante sus necesidades elementales y sus derechos humanos les ha mantenido en una situación de discriminación sistemática, de exclusión e invisibilidad.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here