La bonita familia pijijiapaneca, sin ley de la Función Pública

El gobierno de la Cuarta Transformación en Pijijiapan, les han calentado la mano, dicen constructores. José María Palacios Arreola, Petra Guadalupe, Ricardo Ley, Sergio Gómez, Miguel Ángel Cruz, encabezan la lista de saqueadores en el municipio

0

DE TODO UN POCO/ Carlos Salinas

[email protected]

En el análisis que hicimos en el equipo de colaboradores de este medio informativo, difundimos esta información de lo que recabamos de comentarios de la ciudadanía. Es un recuento de los daños de lo que hicieron y dejaron de hacer  las autoridades municipales encabezadas por Héctor Meneses Marcelino y Petra Guadalupe Rodríguez Loo.

La gente no se explica porque Héctor Meneses se dejó mangonear por un sequito de ambiciosos que en poco tiempo se dieron a conocer con sus actos de corrupción, un caso especial el Oficial Mayor José María Palacios Arreola, aparte de comprarse 13 patios frente a la Universidad Autónoma de Chiapas (UNACH), se compró en el llanito la casa del difunto CHUSON, por la necesidad que éste humilde señor tenia por su enfermedad. Además de meter a su suegra, su nuera, su cuñada y sobrino a la nómina del ayuntamiento, además de engrosar las facturas del ayuntamiento, que bonita familia. Ese fue el verdadero cambio que prometieron?.

Otra persona “celebre” es el Ricardo Ley Palacios, que primero fue jurídico del ayuntamiento sin ser abogado, ganando 20 mil pesos,  luego jefe de producción en el área de comunicación social, sin producir nada, sueldo de 18 mil pesos, sin trabajar, y que salió más listo y compró más de una docena de patios frente a la UNACH. De donde telas si no hay arañas?.

Sergio Gómez que desfalcó en la gasolina al ayuntamiento, ya que éste bandidazo se compró hasta carro, según lo habían corrido, pero todo fue una simulación, solo lo cambiaron de área porque se llevaba entre las patas al José María Palacios, pues éste es su cómplice.

Mientras Héctor Meneses nada de ha muertito queriéndose reelegir, la Petra Guadalupe sigue apoyando al candidato del PRI, Romeo Medina, al otorgarle las obras de remodelación del DIF municipal y el Mercado, consistente en pintar esas instalaciones, ver para creer, por otro lado las mejores obras se las entrega al cuñado Rafael Vidal, cual cambio, cual cuarta transformación?, resultaron ser unos verdaderos pillos.

Y para acabarla de amolar en la primera poniente y tercera norte en la cabecera municipal, toda la obra de guarnición no sirvió así que tuvieron que demolerla, tal y como lo hicieron en la obra del puente de San Antonio Mancomún, la mala planeación e ineptitud de quienes están al frente de estas obras mal hechas.

Mientras todo este cochinero que traen en la construcción, el verdadero responsable es Miguel Ángel Cruz Maldonado, que no dice nada de estas anomalías, porque trae bien calentada la mano, según el comentario de los constructores, que cuentan que antes de que les autoricen las obras, les llama para pedirles el sagrado “moche” y esto sucede al recibir el anticipo de las obras.

Ante estos actos de corrupción sería importante que las autoridades de la Auditoria Superior del Estado como la Función Pública aplicaran la ley, debido a que existen claras evidencias de ejercicio indebido del servicio público. Fuente: Carlos Alberto López Salinas

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here